¡Síguenos!     

POLLO AL ACHIOTE

PASTA DE ACHIOTE
 
El achiote se trata de una semilla que proviene del arbusto homónimo que se encuentra en el Caribe y en Sudamérica. Es pequeña, roja y triangular y su sabor es amargo y es altamente apreciada en la cocina por su gran poder colorante y por su uso como especia o condimento.
Desde hace muchos años, este alimento de origen Maya se ha usado para la pintura y la cocina y se ha asociado como el sabor del Yucatán por la gran utilidad que tiene en la mayoría de platos Yucatecos.
Actualmente constituye un ingrediente básico en la cocina Mexicana puesto que se usa para sazonar todo tipo de recetas tradicionales como son la cochinita pibil, los tacos al pastor o los tamales de bola.
Con esta semilla se elabora la pasta de achiote, o como también la llaman coloquialmente, el “recado rojo”, elaborado principalmente en Yucatán.
Se trata de una mezcla de especias muy popular en México y se elabora principalmente con achiote, orégano, comino, clavo, canela, pimienta negra, tabasco, ajo y sal. Esta mezcla se tiñe de rojo gracias a las semillas de achiote lo
que confiere al producto condimentado este característico color.
 
USOS/APLICACIONES:
El achiote tiene diversas aplicaciones en diferentes ámbitos:
Cosmética y belleza: Se utiliza principalmente como colorante, cremas solares, lápices de ojos y barras de labios. Además, desde la antigüedad, los nativos se pintan la piel para protegerla del sol y para embellecer sus cuerpos.

 
Medicinales: Debido a su riqueza en vitamina A se utiliza en fitoterapia.
 
Gastronomía: Su uso principal es como colorante alimenticio natural. Además, se usa mucho para marinadas y cocciones prolongadas para otorgar al alimento el sabor y color que lo caracteriza.
 
RECETA: POLLO AL ACHIOTE:
Ingredientes:
4 octavos de pollo.
150 ml de caldo de pollo.
50 ml de agua.
El zumo de 1 naranja.
5 gotitas de tabasco.
Sal.
Pimienta.

 
PREPARACIÓN:
1. Corte medio pollo en octavos y salpimiente.
2. Disponga todos los ingredientes en un bol y mezcle con la ayuda de unas varillas.
3. Introduzca el pollo dentro de la mezcla y macere durante 3 horas
4. Disponga el conjunto en una fuente apta para el horno y hornee durante 1 hora y media.
5. Pase la salsa resultante por un chino y redúzcala durante 10 minutos.
6. Salsee por encima del pollo y sirva con la guarnición que más le guste, en este caso, puré de patatas tradicional.